visitas

lunes, 13 de junio de 2016

Por pedir que no sea

No sé cómo acabará esto pero te pido varias cosas.
Volvamos a revivir todo lo pasado.
Nuestra primera mirada.
Mi torpeza al hablarte y la tuya al besarme.
Cómo respetaste que nuestra primera noche fuera con pijama y habláramos hasta las 9 de la mañana.
Ese día posterior con esa cara de atontamiento y felicidad.
Ese momento que me pediste pasar el día y no la noche.
Otro día que me propusiste cuidarme para el resto de los días.
El día que no me diste un beso de despedida y me diste las llaves de tu casa.
Cuando ví que en tu casa había cambiado algo. No tomabas café y de repente ví una cafetera para la chica más cafeinómana del planeta.
Cuando después del primer enfado conseguiste que me quedara contigo.
Ver como dejas todo para abrazarme.
Enseñarme a dar cariño de una manera que a la que no estaba acostumbrada.
Aprender a ser más marciana explicándome qué tienen los otros planetas.
Que me cuentes cuentos para dormirme y que te duermas tú antes de que llegues al desenlace de éste.
Respetar mi tan necesario espacio vital.
Que me caiga por la calle y te rías de lo patosa que soy.
Que te rías otra vez cuando digo algún refrán pero al revés.
Soportar mi despertar de la mañana y acariciar todo el día restante.
Esto y más te pido.
No sé cómo acabará todo esto.
Pero si volvemos a revivir y a vivir todo esto creo que así no tendrás que recordarme.
Y menos, olvidarme.
Gracias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada