visitas

domingo, 6 de noviembre de 2011

Cristina


Puedes pensar que soy un cobarde

por haberme ido antes de que te despertaras.

Puedes ignorame después de esta noche.

Puedes creer que todo lo que te dije la noche anterior

eran zalamerías mías.

Puedes reafirmar que todos los hombres somo iguales.

Puedes.

Pero también te digo que en este caso

todo es diferente.

Lo es

porque estoy esperándote

en la pastelería que me dijiste que tanto te gustaba

con un desayuno muy cumpleañero.

Felicidades Nena!

¿Lo ves?

Te dije que de mí no te ibas a librar

y si es tu cumpleaños

aún menos.

Si tú quieres

podemos cumplir años

juntos

y no restar.

P.d: Arriésgate!

Un beso...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada